Coyuntura Empresarial y Financiera

 

Por Víctor Ortiz

 

 

 

Disciplina fiscal y tasas de interés mantienen capital extranjero

 

 

El jueves 13 de febrero Banco de Mexico (Banxico) disminuyó 25 puntos base su tasa de referencia para ubicarla en 7.0% anual, ante ello la paridad peso dólar no sufrió grandes modificaciones, e inclusive algunos analistas señalan que se mantendrá la paridad en niveles de 18.50 a 18.90 pesos por dólar en lo que resta de febrero; situación que no es congruente con la ligera recesión que se tiene en la economía y la falta de certidumbre que existe para inversiones privadas, porque no se ven señales claras en los planes del Gobierno federal, surgiendo la duda:

 

¿Qué factor hace que la moneda nacional se revalúe frente al dólar?

 

Gran parte de la respuesta, es la entrada de inversión extranjera hacia la compra de valores gubernamentales y que a la fecha no exista salida de los mismos, por lo que vale la pena retomar el estudio denominado Valores gubernamentales en manos de extranjeros” elaborado por Alejandra Marcos y Santiago Fernández, analistas de Intercam Casa de Bolsa:

 

“La entrada de recursos por parte de extranjeros en valores gubernamentales es una buena noticia. Las elevadas tasas sumadas a la disciplina fiscal siguen siendo razones suficientes para aumentar el apetito por este tipo de activos”.

 

“El incremento de la tenencia de instrumentos gubernamentales por parte de extranjeros es una señal de que existe confianza en que se mantendrá el equilibrio macroeconómico, y que pese a todos los problemas locales el gobierno seguirá privilegiando la disciplina fiscal. Adicionalmente refleja el atractivo relativo de las tasas mexicanas, contra otros instrumentos de deuda de otras economías emergentes”.

 

Dentro de su estudio presentan una gráfica que muestra la importante recuperación de inversión extranjera en valores gubernamentales:

 

 

 

Los especialistas señalan que “2020 inició con flujos positivos hacia valores gubernamentales mexicanos por parte de extranjeros. Enero vio una entrada de 32,351.66 millones de pesos por parte de extranjeros para adquirir deuda gubernamental, un incremento de 1.51% con respecto al saldo de diciembre”.

 

“Las entradas de capital desde diciembre pasado suman ya 141,377.27 millones de pesos y representan una recuperación de 75.27% del total de las salidas registradas entre marzo y noviembre de 2019. Con ello, las tenencias de valores gubernamentales en manos de extranjeros alcanzaron sus niveles más altos desde mayo de 2019”.

 

Desde luego que la siguiente pregunta que surge, ante el buen comportamiento del peso frente al dólar es:

 

¿Qué factores podrían revertir la tendencia anterior?

 

Desde mi punto de vista el principal factor es que otra calificadora le retire el grado de inversión a PEMEX, lo que haría que dos calificadoras tuvieran la misma opinión sobre la capacidad de pago de esta empresa. Al suceder lo anterior, el grado de inversión de la deuda del gobierno federal sería puesta en revisión y sería factible que alguna de las 4 principales calificadoras también la degradaran.

 

De darse la situación planteada, los inversionistas extranjeros que por política no pueden tener instrumentos de deuda que no tengan grado de inversión, venderían la tenencia que tuvieran del gobierno mexicano, originando una depreciación del peso frente al dólar.

 

El segundo factor, correspondería a que el gobierno federal rompiera la estabilidad de sus finanzas públicas presentando un déficit primario mayor al 3% respecto al Producto Interno Bruto o incrementara su nivel de endeudamiento, debido a que buscara mantener su política de apoyo social sin tener los ingresos suficientes porque le afectó el bajo crecimiento económico.

 

También es de señalar que la baja de tasa de interés de referencia, aún tiene un rango de 1% para disminuir porque se encuentra en el tercer nivel más alto a nivel mundial, lo que la hace altamente atractiva, siempre y cuando exista estabilidad cambiaria.

 

De esta forma en mi rancho señalaron: “Quien siembra vientos, recoge tempestades”.

 

 

 

 

 

 

 

 


victor.ortiz.nino@gmail.com