Romina Román

Crece alarma por desempleo

 

Los que empezaron a encender "focos rojos" fueron analistas del sector privado ante la intención del candidato electo Andrés Manuel López Obrador, de recortar el aparato burocrático en cerca de 200 mil plazas y reducir 40% los salarios de los funcionarios que perciban más de un millón de pesos al año.

 

Esta decisión forma parte de las 50 medidas de austeridad que anunció hace unos días López Obrador, en donde se destaca una disminución del 70% del personal de confianza y gastos de operación.

 

Por el número de afectados, estas dos medidas, nos dicen los especialistas, tendrán más implicaciones negativas que positivas, ya que generarán un aumento en el desempleo, molestia social, disminución en la recaudación vía el fisco y un incremento en la cartera vencida, principalmente.

 

La preocupación es tal que algunos intermediarios financieros empezaron a levantar las antenas y ya iniciaron muestreos de la cartera para determinar el tamaño del impacto.

 

Lo mismo ocurre con el sector asegurador. Hace unos días se anunció que las compañías dejarían de percibir cerca de 2,700 millones de pesos por concepto del seguro de gastos médicos que cubre a los trabajadores del servicio del estado.

 

Pero eso no es todo, los burócratas desempleados tendrán derecho a reclamar su seguro de separación individualizada, el que asciende a millones de pesos;  estos recursos que las compañías invierten a largo plazo, se podrían reclamar de manera masiva, lo que conllevaría una afectación para las empresas que los resguardan.

 

IMSS y sus tóners, otra vez

 

Hace unas semanas hablamos sobre la compra de tóners que llevaron a cabo diversas delegaciones del IMSS, que encabeza Miguel Tuffic Ortega, en las que se señalaron irregularidades para beneficiar al fabricante Lexmark.

 

Lo sorprendente del asunto es que a pesar de la resolución de la Secretaría de la Función Pública, al cargo de Arely Gómez que anuló la Licitación Pública Nacional LA-019GYR028-E277-2017 referente a la compra de tóners, la delegación oriente del Estado de México del IMSS no quita el dedo del renglón y publicó de nueva cuenta una Licitación Pública Nacional, ahora la LA-050GYR028-E102-2018; nos aseguran que la intención es favorecer a la misma marca.

 

En su resolución, la Secretaría de la Función Pública conminó a "realizar una licitación pública de carácter internacional abierta, en la que participen en igualdad de condiciones y con las mismas oportunidades, licitantes mexicanos y extranjeros", sin embargo, en el sector se sabe que lanzarla de nuevo a nivel nacional, es porque Lexmark es la única proveedora en este rubro que puede cumplir con las características de fabricación nacional.

 

Señalan a Huawei

 

Los que están muy molestos son empresarios que compiten de manera directa con la compañía Huawei. La razón, nos cuentan, es que se presume que tiene un adeudo fiscal millonario, ya que, según ellos, evadió el pago impuestos por varios años.

 

La competencia incluso, pidió al próximo secretario de Hacienda y al candidato electo, Andrés Manuel López Obrador revisar las cifras del gigante de las telecomunicaciones chino, así como contratos que ha firmado con varias dependencias entre las que se incluye a Pemex.

 

Así las cosas...

 

Twitter: @rominarr

 

(La columna de Romina Román se publica los martes en el portal La Silla Rota. Se reproduce con la autorización de la autora).